Silla de ruedas eléctrica Kymco K-Chair

2,250.00

La silla de ruedas eléctrica K-Chair de Kymco, plegable, de manejo sencillo y autonomía de 20km, con gran independencia en la movilidad del usuario, ideal para interiores y también para exteriores.

Categorías: ,

Product Description

Facebooktwitter

La silla eléctrica K-Chair de Kymco, está diseñada para ofrecer todas las ventajas en independencia en la movilidad en espacios interiores y exteriores, y al mismo tiempo para su transporte y guardado de forma sencilla.

Con numerosos accesorios de serie, es una silla funcional, cómoda, segura y de gran maniobrabilidad.

Cuenta con una autonomía de 20km, por lo que su carga es de gran duración. Tiene un ancho de 63cm y una altura regulable de 87 a 94,5cm para adaptarse a las medidas y necesidades del usuario.

 

Plegable y desmontable

Uno de los puntos fuertes de esta fantástica silla eléctrica, es que se desmonta muy fácilmente en 4 pasos sencillos.

Es por ello que esta silla es ideal para usuarios que viajen con frecuencia; la parte más pesada es de 17,4kg, fácil de llevar y transportar sin problema, y guardar en el maletero del coche.

Cuenta con 2 motores de 250W con baterías de fibra de vidrio AGM de 22 ah, de gran resistencia al deterioro, por lo que es un producto para muchos años.

 

Manejo mediante sistema de Joystick

La dirección de esta silla se basa en un sistema de Joystick sencillo, que permite a cualquier usuario independientemente de si tiene o no patologías que le dificulten el agarre de objetos, y de si el usuario es diestro o zurdo. Es una silla muy adaptable a cualquier tipo de usuario.

Este sistema también conocido como sistema Lynx, no tiene complejidad alguna, es fácilmente programable y diseñado para hacer la vida más sencilla y sin complicaciones.

 

Comodidad: Reposapiés ajustables y plegables

La silla elécrica K-Chair dispone a su vez de un reposapiés ajustable, regulable y plegable, para que el usuario permanezca en la postura más adecuada para evitar futuras lesiones, molestias o dolores provocados por una incorrecta posición.

Recalcamos también sus reposabrazos abatibles, que facilitan las transferencias laterales hacia camas, sillas, sofás o cualquier superficie, tan sólo con acercarse a ellas y sin necesidad de ponerse en pie para ello.

 

 

El sistema de control más sencillo

Su sistema Lynx hará la conducción totalmente intuitiva y sencila. Mediante la ruleta que se aprecia en la imagen se enciende y se apaga con tan sólo pulsar el botón, y girándola hacia un lado u otro regulamos la velocidad del movimiento.

Aparte de la facilidad de manejo, esta silla tiene la ventaja de ser ajustable en altura (87-94cm), por lo que es perfecta para aproximarse a mesas, escritorios y ajustarse a su medida. No obstante, el cómodo acolchado del asiento está diseñado para un buen agarre y es mullido, para mayor confort.

 

Diseñada para la máxima seguridad

Por último debemos  destacar de esta magnífica silla eléctrica K-Chair su diseño enfocado a la seguridad. Dispone de cinturón de seguridad. Sus ruedas antipinchazos están diseñadas para un agarre a la superficie y las delanteras son de un tamaño mayor a lo habitual, para una total seguridad al atravesar superficies rugosas e incluso pequeños obstáculos, y hasta una pendiente máxima de 6º.

Si estás buscando una silla eléctrica perfecta para interior y también para exterior, viajas con frecuencia y quieres una silla cómoda, sencilla y con buena autonomía, sin duda esta es tu silla.